Un profesor en Tailandia inventa la máquina del tiempo

No te lo puedes creer, ¿ya se ha inventado la máquina del tiempo? ¿Existe alguien más loco que el genio famoso Emmet Brown de Regreso al futuro?

En un pueblo, en una comunidad muy pequeña llamada Mae Ku Luang, vecina de Mae Sot en la provincia de Tak en el noroeste de Tailandia, existe un profesor birmano que lo ha conseguido. Esta zona tailandesa se caracteriza por sus habitantes de distintas etnias y porque viven miles de desplazados birmanos que han tenido que huir de se país, Myanmar, para encontrar en el país vecino una vida mejor.

Foto: Franc pallarés

Quiere viajar en el tiempo y demostrar que con tan sólo 5 euros, un niño puede ir a su guardería durante un mes.

Es una zona con más de 20.000 niños birmanos desplazados y sólo 9.000 están escolarizados. Sus padres trabajan en el campo en condiciones muy duras y mal remunerados viviendo en una situación muy precaria. Los hijos no tienen la oportunidad de ir a escuelas tailandesas, ya que no tienen papeles, y en la mayoría de los casos trabajan con sus padres o se quedan en las comunidades donde son expuestos a las mafias locales que secuestran a menores para su venta o prostitución infantil.

La escuelas en la zona de Mae Sot, Tailandia son centros educativos, pero también son centros de protección al menor y la ONG Colabora Birmania mantiene la guardería Chicken School y Opsun desde el año 2009 pagando el alquiler de la escuela, los salarios de los profesores, el material educativo y el transporte escolar.

En la zona de Mae Sot hay más de 20.000 niños birmanos desplazados y sólo 9.000 están escolarizados

Foto: Franc Pallarés

Aung Myo es el director de la guardería Chicken School y lleva mucho tiempo detrás de la fórmula para construir la máquina del tiempo. Quiere viajar en el tiempo y demostrar que con tan sólo 5 euros, un niño puede ir a su guardería durante un mes. Por fin lo ha conseguido y lo quiere mostrar al mundo con este video que te ha dejado.

Conjuntamente con Colabora Birmania han creado un crowfunding para cubrir las plazas de las dos guarderías que mantienen: Chicken School y Opsun. El objetivo es sumar más alumnos para que todo niño esté protegido y tenga una educación. Si has llegado leyendo hasta aquí seguro que tienes un momento para seguir con tu lectura y ayudar a difundir o contribuir con este reto solidario.

El futuro es ahora, no esperes a mañana para dar tu donación y ayuda a que estos pequeños tengan un presente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *