Ella siempre dice sí

profesora tai en mae sot

Quedaste con ella en la cafetería, era vuestro primer contacto y estabas un poco nervioso. La conociste a través de un grupo de Facebook, donde ofrecía dar clases de tailandés a grupos reducidos, el precio era más que asequible y ya había gente interesada en ella. Ruchira Oil o Pi Oil como le llamamos los estudiantes se presentó con una calma y una sensatez que no es propia de un tailandés de Mae Sot. Mujer de 35 años, paciente donde las haya y muy, pero que muy trabajadora, le gusta combinar su día a día con su profesión y ejerciendo de profesora de tailandés para extranjeros en el garaje de su casa.

Este cambio de registro se ha convertido en su pasatiempo favorito donde nunca tiene un no para nadie, ella siempre dice sí. Es nueva en esto de la educación, pero parece que lo haya hecho durante toda la vida, es una profesora clásica, como las de antes. Para conocerla mejor has quedado en la misma cafetería de “vuestra primera cita” para hacerle una pequeña charla-entrevista, como ya hiciste hace unos años con Saak, tu primer profesor de tailandés en Barcelona.

¿Cuál es tu profesión?

Trabajo en el Ministerio de Justicia de Mae Sot. Ayudo a los abogados que a la vez son asesores legales. En la zona de Mae Sot hay varios campos de refugiados y nosotros les damos asesoramiento legal a todos los problemas a los que se enfrenta la gente. También trabajamos como consultores para las ONGs internacionales que realizan proyectos dentro de los campos. Ya llevo 3 años y me gusta mucho mi profesión. Antes había trabajado en una compañía financiera en Bangkok.

¿Cuándo y cómo decidiste convertirte en profesora de tailandés?

Hace aproximadamente un año, una mujer de Australia quiso alquilar una casa que tengo detrás de mi propiedad. Ya llevaba mucho tiempo en Tailandia y no hablaba nada de tailandés, un día me preguntó si le podría enseñar palabras y expresiones básicas. Le dije que sí y empezamos a hacer clases puntuales sin ningún coste. Este favor se convirtió en mi pasión al llegar más estudiantes, venían a través del boca-oreja. También puse anuncios en grupos de Facebook. En Mae Sot no hay escuelas para los extranjeros para aprender nuestra lengua así que decidí montar la mía propia con precios muy ajustados -1.000 bahts (27 euros) por 10 clases de 1.30h de duración cada una-. Puedo decir a día de hoy que tengo una pequeña academia con 30 estudiantes en el garaje de mi casa.

¿Por qué  crees que los extranjeros quieren aprender tailandés?

Creo que lo que les atrae principalmente de Tailandia es la cultura, quieren acercarse a ella y es mucho más fácil si hablas un poco tailandés. Por supuesto también quieren aprender tailandés para comunicarse con los locales, en la calle, en los restaurantes, etc.

aprendiendo tai mae sot

¿De dónde son tus estudiantes?

Mae Sot es una ciudad multicultural donde tailandeses y birmanos viven en ella. También hay muchos extranjeros que trabajan en cooperación, en clínicas… Mis estudiantes son birmanos, karen, canadienses, españoles, australianos, franceses, daneses, noruegos y americanos.

¿Crees que el tailandés es difícil para ellos? ¿Qué les cuesta más cuando empiezan a aprenderlo?

Sí que es difícil, pero si quieren pueden aprenderlo. Es como todo, si le ponen ganas y voluntad lo van a sacar. Los tonos y las consonantes es lo que les cuesta más. También escribir. Pero cuando ves que los estudiantes progresan, cuando empiezan a leer o a hablar te sientes muy orgullosa.

De todas las nacionalidades los birmanos son los que aprenden más rápido, muchos viven aquí y ya tienen una influencia tailandesa que les permite asimilar más rápido. Nuestro alfabeto es diferente a todos, los niños tailandeses necesitan 4 años para aprender a hablar, escribir y leer bien.

¿Tienes contacto con tus estudiantes después de las clases?

Una de las cosas que me gusta más de dar clases es que cada día aprendo inglés. Mi nivel es básico pero voy mejorando cada día. Dentro y fuera de la clase. Cuando tengo tiempo libre los fines de semana quedo con alguno de mis estudiantes para ir a jugar a bádminton o para hacer alguna excursión por los alrededores de Mae Sot, como visitar cascadas o hacer algún picnic. Les gusta practicar su tailandés en los restaurantes, piden el menú ellos. A veces se equivocan y en vez de pedir un arroz piden fideos… ¡es muy divertido! Pero es la mejor manera para aprender.

pi oil professor tai mae sot

¿Qué piensas de los extranjeros que viven en Mae Sot?

Son gente muy abierta y cercana. Muy amigables conmigo. Tengo la suerte y la gran oportunidad de conocer mucha gente de distintas nacionalidades. A algunos me cuesta entenderlos, como los birmanos cuando me hablan en inglés, pero al final todos hablamos el mismo idioma.

¿Puedes combinar tu trabajo con tus clases?

Sí que puedo, pero casi no tengo tiempo libre. En el Ministerio de Justicia trabajo de 8.30h a 16.30h. A las 17h ya empiezo con las clases hasta las 20h. Durante este año se han ido sumando estudiantes y siempre les digo que sí, que pueden venir a mis clases. Luego ya pensaré en qué clase meterlos y cuándo. Nunca le digo que no a un posible alumno. Ahora mismo doy clases todos los días, de lunes a domingo. El viernes es el día que tengo más horas libres.

¿Y qué haces con tu poco tiempo libre?

Soy muy familiar y con mi marido vamos a visitar a nuestros padres y hermanos. Comemos juntos y vamos a los templos en familia. También me gusta mucho leer libros. Hoy en día, se lee muy poco, la tecnología está haciendo mucho daño a los jóvenes. Todo el día están con el móvil y casi no se comunican personalmente entre ellos. En mi casa tenemos una norma que es que en la mesa los móviles no están permitidos.

 

¡Gracias Pi Oil por tu tiempo, tu ilusión y por decir siempre sí!

 
 

Marc ComasAutor: Marc Comas Amante de Asia y tailandés de adopción. Ha vivido 5 años en Mae Sot, el far west de la tierra de Siam y su base de operaciones para descubrir el corazón del país. Le gusta explorar esos rincones sin playa que aún quedan por fotografiar. La playa, también le encanta, pero no se puede tener todo…

1 Comment

  1. She is my Thai class teacher. She creates friendly environment as a platform. Then we just learn Thai happily sitting on the platform.

    Sawadee krub.
    Kob khun krub.

    Greeting from Myanmar student.
    🙂
    🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *